fbpx

3 claves para aprovechar el crecimiento de la venta online

Renovarse o morir. 

Son muchos los artículos publicados a lo largo de este 2020 (basados en estudios oficiales) que aseguran que los hábitos de compra han cambiado debido a la pandemia del Coronavirus. Uno de ellos es este post del diario Expansión.

Las ventas online se han disparado en los últimos meses, tras el confinamiento y el cierre de los negocios físicos. 

Dada la situación, muchas empresas han tenido que renovarse y adaptarse para no ver cómo sus negocios (y sus beneficios) morían a causa de la crisis actual del Covid-19. 

¿Te suena esta situación más de lo que te gustaría (por desgracia)? 

Es el momento de aprovechar los cambios, adaptarse a las nuevas realidades y sacar el lado positivo de las cosas. 

Bien, desde hace unos años, las compras a través de Internet venían amenazando al sector físico. Sin embargo, ha sido este año cuando se han disparado. Tanto que los negocios que hasta ahora solamente tenían un local físico, se han planteado nuevas formas de ofrecer sus productos y/o servicios. 

¿Tu negocio se adapta a estas nuevas formas de comprar o todavía no?

via GIPHY

Adaptarse a los nuevos hábitos de compra

Ahora más que nunca los consumidores compran a través de la red

Una nueva forma de comprar: sin horarios, sin localización exacta y sin límite. Comprar sin salir de casa.

El mundo y la sociedad en general están cambiando. Ni se produce, ni se compra, ni se demanda, ni se consume lo mismo que hace cinco años (ni hace un año, incluso).

Los e-commerce (para que nos entendamos, y en claro, las tiendas online o tiendas en Internet ;)) son más necesarios que nunca, para cualquier tipo de negocio. Pues las pequeñas y medianas empresas también deben contar con su propia web y tienda online para poder seguir vendiendo.

Hoy en día, no hay excusas para adaptarse a los nuevos tiempos tecnológicos. Los usuarios siguen comprando, pero de distinta forma. 

Y si ahora la sociedad compra en la red, ¿dónde tienen que estar los negocios? Efectivamente, si tu negocio no tiene una web o una tienda online, estás tardando. 

1. Un ecommerce para tu negocio

Prácticamente, venimos hablando de esto durante todo el artículo. 

Y es que… es lo MÁS importante ahora. 

Si las tiendas se cierran, si las personas no pueden salir de casa, si los negocios necesitan sobrevivir… hay que buscar una solución. Y no es otra que ofrecerle la posibilidad de que compren desde casa, a través de las tiendas online.

Esto se conoce como accesibilidad. Si el acceso físico es inviable, el online si está disponible. 

Es decir, estar presente en Internet hoy en día es imprescindible. Ya lo era antes; pero con la que está cayendo, todavía más. 

2. Presencia en Internet… ¿y ahora qué?

¿Todo vale?

La respuesta: NO.

Hay muchas opciones para crear un negocio online. Muchas páginas ofrecen la posibilidad de “crear tu web en dos minutos”, no sé cuántas webs te “diseñan un logo” con solo cuatro datos de tu empresa… y así una lista infinita.

Pero, ¿es esto estar presente en la red y tener un ecommerce? Y si hablamos de redes sociales… ¿se puede publicar cualquier cosa y de cualquier manera?

Teóricamente, sí. Prácticamente, no.

Es decir, no basta con estar en Internet. Hay que estar, y estar bien. 

Para ello, los ecommerce o webs se personalizan al detalle y se diseñan al gusto del cliente, buscando siempre la máxima rentabilidad. En cuanto a redes, hay que saber llevarlas bien y crear contenido de calidad.

En la red, dada la gran oferta, hay que tener diferentes aspectos técnicos en cuenta para poder tener una buena presencia online. Hablamos de SEO, diseños responsive, contenidos de valor… 

3. Cuidar a tus clientes

Prestar atención a los usuarios de tu producto o servicio, de forma física, parece obvio. Pero, ¿en un negocio online también se puede?

Claro que sí. 

Como decíamos, apostar por la creación de una web a medida es clave para saber qué necesitan tus clientes. Ofrecerles una accesibilidad pensada específicamente para ellos y unos servicios totalmente adaptados para su manera de consumir.

Interactuar con ellos a través de redes sociales. ¡Esto es vital!

Imagínate que en una tienda física, entra la gente y no existe interacción. Muy extraño, ¿verdad? Lo mismo sucede con las redes sociales. 

No basta con publicar. Hay que saber llegar a los usuarios, captar su atención y ofrecerles lo que quieren

En plena era digital, y dónde llamar la atención es más complicado que conseguir un récord Guinness, los textos persuasivos de calidad son el dependiente de tu tienda física. 

Arriesgar y ganar, en Internet (claro)

Tiempo de emprender, de reinventarse, de descubrir nuevas formas de negocio, de derribar barreras.

El éxito de todo negocio se mide en la rentabilidad y en el beneficio. Pues esta es la nueva forma de comprar (y vender). En Internet, llamando la atención de los consumidores y adaptándose a cada audiencia específica.

Y ahora tu negocio y tú… ¿os dejáis rematar por la situación? ¿O mejor os atrevéis a descubrir nuevas formas de negocio y supervivencia? Y si ya tienes una web, ¿lo estás haciendo bien? ¿realmente ofreces el mejor servicio?

Cuéntanos en comentarios por qué (aún) no tienes web. Y si la tienes, qué te llevó a tomar la decisión o qué crees que puedes mejorar de ella.
Te leemos también en nuestras redes sociales: Instagram, Facebook y LinkedIn

Nos leemos muy muy pronto.

via GIPHY

Share on facebook
Facebook
Share on google
Google+
Share on twitter
Twitter
Share on linkedin
LinkedIn

Recibe consejos y las últimas novedades para tu negocio

Prometemos no enviarte spam, sólo consejos y noticias de calidad.

Síguenos en las redes sociales

Categorias

Abrir chat
Hola 👋 ¿En qué podemos ayudarte?